¿Por qué no debería tener padrinos de fotografía y video para mi boda?

En México existe la costumbre de tener padrinos para varios de los gastos que implica una boda (entre ellos, la cobertura de fotografía y video), es una manera de involucrar a la familia y a los amigos en la celebración y a la vez una estrategia que los novios utilizan para disminuir la carga económica que implica la boda.

El servicio de fotografía y video de una boda es algo que ha ido ganándose de poco en poco un lugar en la conciencia colectiva. Hoy por hoy sabemos que documentar un momento tan especial como una boda no puede menospreciarse, reducirse a fotografías tomadas con celular o por alguien que no sea un profesional del sector. Ya que para realizar este trabajo se requiere de estudios que implican la técnica, la composición, el reportaje, el documental, etc. así como de sensibilidad y empatía para poder involucrarse en el momento, en el suceso.

Lo cierto es que (desde mi perspectiva como fotógrafa de bodas), este es un gasto que por el que deberían responsabilizarse los novios. Ya que nadie valorará mejor sus recuerdos que ellos mismos; además de que en gustos se rompen géneros y nadie mejor que tú mismo para saber el tipo de fotografía o video que esperas.

Pero si por alguna razón es sumamente necesario que tengas padrinos de fotografía y video para tu boda, estas son mis recomendaciones:

  • No te desentiendas. Dejarle todo el trabajo a ellos, implica que probablemente el resultado final no será lo que tu esperabas
  • Se un limosnero y con garrote. Es importante que les expliques el estilo que estas buscando y lo que esperas obtener, te aseguro que ellos están tan nerviosos como tú y no se atreven a preguntarte que es lo que quieres
  • Definan un rango para el presupuesto
  • Involucrate con ellos, investiguen opciones y pónganlas sobre la mesa
  • Cuando se decidan por algún proveedor soliciten una copia del contrato, para que estén informados sobre los servicios que se contrataron como por ejemplo: cuantas fotografías se van a entregar, cuál es la duración del video, cuantas horas incluye la cobertura, etc.
  • Date un tiempo para conocer al fotógrafo y videógrafo, porque la química que surja será importante para reducir tus niveles de estrés en el gran día

Parecen banalidades, pero créeme que esto te evitará sorpresas.

*Si este artículo te fue útil, recuerda compartirlo en tus redes sociales o a quien consideres le pueda ser de ayuda.

Photo by Hannah Busing on Unsplash

Author: Rebecca Aldama

Soy la fotógrafa, la social media manager, la copywriter, la editora de video, la curadora de instagram, la señora de la limpieza, la chef de la fonda y también escribo un blog sobre Comunicación Visual, Marketing, Redes Sociales y Milenials. También tengo un canal en Youtube...

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.